Las tres de Morena

.
Noticias, actualidad de Cancún, Quintana Roo y México; opinión, editoriales, podcast. En Twitter e Instagram: @msalinas21.

Marcelo Salinas|En órbita 👉🏾 En la zona sur se libran días importantes por todo lo que ha ocurrido en Morena, a unos días del cierre. En estas últimas jornadas, la batalla ha adquirido ribetes interesantes por el cambio conocido en la candidatura de Othón P. Blanco. Pero en Felipe Carrillo Puerto también destaca Mary Hernández, quien ha acaparado la atención mediática. En el Distrito 2, que además de los municipios mencionados lo completan Bacalar y José María Morelos, Anahí González lleva la ventaja e impulsa a la marca de su partido gracias a su trayectoria interna y su incansable tarea en terreno.
La aparición de Yensunni Martínez como candidata a presidenta municipal activó a la militancia local, que veía con cierto disgusto a la corriente representada por Luis Gamero, quien fue inhabilitado por violencia política precisamente contra la ahora candidata a la presidencia. Gamero y compañía fueron derrotados política y jurídicamente en no pocos asuntos. Los simpatizantes del partido no querían permanecer aislados del grupo que ha reordenado al movimiento, empezando por la dirigencia estatal.
Si Yensunni se mantiene por orden definitiva de tribunales, y gana el 6 de junio, será el nuevo comienzo de Morena en la capital; esta vez, integrado a los fundadores; a los que se proyectan hacia el 2022, y a los que sostienen la bandera de la Cuarta Transformación más allá de las fronteras del estado.
Mary ha realizado una campaña atractiva, frontal, porque juega de oposición. Le permite acusar sin sutilezas porque el pasado es totalmente ajeno a la causa, y promete lo que a la gente le gusta de Morena. De vencer, tendrá el respaldo absoluto del mismo sector del morenismo, que ahora penetraría en la Zona Maya: una región con la que sueña todo partido que levanta como eje de la construcción social las consignas de justicia e igualdad. Entrar por la puerta grande seduce a sus líderes y referentes partidistas.
Esos nuevos bríos en el sur fueron impulsados por Anahí González. Como fundadora y ex presidenta estatal, llevó encomiendas vitales para que nadie se extraviara en el desarrollo de una campaña que apunta después del 6 de junio. Los pilares que se construyen en las zonas Maya y sur parecen obedecer a una estrategia de largo plazo, lo cual agrupa, moviliza y motiva a los seguidores de la 4T. Ella es clave en esa misión. Si gana como indican las encuestas, el puente con la Federación será más potente y cercano.
Es el trío de morenistas en el sur. Las tres podrían ser las ganadoras de sus respectivas competencias.

(OPINIÓN PUBLICADA EN NOVEDADES. LUNES 31 DE MAYO DE 2021).